miércoles, 2 de septiembre de 2015

Del revés

Cuando la pequeña Riley se muda con sus padres a San Francisco todo se vuelve... Del revés:



De qué va?!
El cambio de trabajo de su padre implica que Riley y su familia tienen que mudarse a San Francisco. Alegría, Tristeza, Asco, Ira, y Miedo, las emociones de su cabeza, tendrán que encontrar la mejor forma de llevar el cambio de ciudad, de casa, de amigos y de colegio.  

Y... qué tal?!
Paco: Cuando Pixar deja de exprimir la gallina de los huevos de oro haciendo secuelas innecesarias, es cuando da un manotazo encima de la mesa y demuestra quién manda. Cuando hace películas tan maravillosas como Toy story, Monstruos S.A., Wall-e o esta última; Del revés. 
Esta vez Pete Docter (Monstruos S.A.) nos lleva de paseo por la mente de la pequeña Riley, y nos enseña lo dramático que puede llegar a ser, para una niña de 11 años, mudarse de ciudad. Y lo hace de una forma tan alucinante y tan didáctica, que cuando acaba la película sales con ganas de ponerte a leer más acerca de cómo funciona la mente. Bien es cierto que el público infantil no entenderá el trasfondo de la historia, pero no pasa nada porque visualmente es espectacular e increíblemente colorida. Mientras que los peques se quedarán con la asociación de ideas del personaje alegre, el triste o el miedoso, los adultos podrán disfrutar de una historia tan tierna y emotiva que, probablemente, les tocará el corazoncito. 
Además de las emociones principales hay que mencionar a Bing Bong, el amigo imaginario y fiel de Riley. Un personaje tan bien definido en fondo y forma, y con algunas escenas tan buenas, que se convierte, por méritos propios, en el "robaplanos" de la película. 
Divertida, emotiva y tremendamente original. 9,5/10

Ele: Pedazo de película!!!. Qué idea más original!!. Por fin algo nuevo que logra sorprender, porque es diferente a todo lo visto anteriormente. Un tema tan complejo como la mente humana con todos sus componentes: alegría, tristeza, sueño, miedo, ira ...La trama te engancha desde el minuto uno hasta el final, al igual que todos sus personajes. Lo tiene todo: imaginación, ternura, emoción, inteligencia, humor y además es visualmente alucinante. A más de uno consigue arrancarle una lagrimita!. Pero pienso que por la complejidad de la historia, va encaminada a un género más adulto. A los peques les puede gustar, pero no van a conseguir comprenderla. 8,5/10.

Trailer:


No hay comentarios:

Publicar un comentario